Global

Jefe del Pentágono visita Afganistán tras el letal ataque de los talibanes

Jefe del Pentágono visita Afganistán tras el letal ataque de los talibanes

El ministro de Defensa y el jefe del Estado Mayor de Afganistán presentaron este lunes su dimisión, anunció la presidencia, dos días después de un ataque talibán que dejó más de 130 muertos en una base militar al norte del país.

Su visita coincide con las dimisiones del ministro de Defensa, Abdullah Habibi, y del Estado Mayor del ejército, el general Qadam Shah Shahim.

Más tarde se comunicó a través de la misma cuenta que el presidente Ghani "aprobó las sustituciones de comandantes de los cuerpos 209, 207, 205 y 203".

Al menos 10 hombres armados con uniformes del ejército, y armados con chalecos suicidas, entraron a la base en camiones de las fuerzas armadas y abrieron fuego contra las tropas desarmadas a corta distancia en una mezquita y en el comedor.

El ataque se produjo contra un centro de comando del Ejército a pocos kilómetros de Mazar-e Sharif, la capital de Balkh, cuando el grupo de talibanes llegó en tres vehículos militares, con documentos falsificados y lanzó un proyectil contra la entrada de la base militar.

El ataque subraya el fortalecimiento de los talibanes, más de 15 años después de que fueran expulsados del poder, y se enmarca en su tradicional ofensiva de primavera. Casi 100 yihadistas perdieron la vida, según balances de responsables afganos, no contrastados.

Mattis aseguró en febrero que su comandante en Jefe se había mostrado "legítimamente reticente" a hablar sobre la cuestión, a la espera de recibir informaciones de sus generales.

Estados Unidos tiene a 8.400 soldados en el país quienes, junto a otros 5.000 de sus aliados de la OTAN, asisten a las fuerzas afganas en la guerra contra los talibanes y otros militantes yihadistas.

Según el Sigar, el órgano que evalúa la acción estadounidense en Afganistán, 6.800 soldados y policías afganos murieron en 2016, un 35% más que el año anterior.