Global

El número de desplazados forzosos alcanza la cifra récord de 65,6 millones

El número de desplazados forzosos alcanza la cifra récord de 65,6 millones

Inmigrantes esperan el autobús que los saque de Libia, en un campo de refugiados a varios kilómetros del paso de Ras el Jedir, en la frontera con Túnez. Dos terceras partes son desplazados internos en su propio país (40,3 millones); 22,5 millones refugiados en terceras naciones; y 2,8 millones solicitantes de asilo.

Un total de 65,6 millones de personas fueron desplazadas debido a la guerra y la persecución a comienzos de 2017, según los últimos datos del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), revelaron hoy desde Ginebra.

El número total de desplazados en todo el mundo, una cifra que incluye a refugiados, solicitantes de asilo y personas desarraigadas dentro de sus países, era de unos 300.000 afectados más al final de 2016 que al final de 2015, según el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).

El segundo componente de la cifra global es el desplazamiento de personas dentro de su propio país, cuyo número era de 40,3 millones al término de 2016, frente a 40,8 millones un año antes.

La crisis de refugiados derivada del conflicto en Sudán del Sur obligó a 1,9 millones de personas a huir a través de la frontera, de los que aproximadamente la mitad encontraron refugio en Uganda, informó en un comunicado el NRC, que trabaja en la zona. "No hay nada estable en estos números aunque el total sea muy parecido al de 2015, porque 10 millones de nuevos desplazamientos hablan de una situación muy dinámica y peligrosa, porque muchos de ellos fueron forzados a desplazarse por primera vez", aseguró Grandi. Siria sigue siendo el país con más desplazados del mundo, 12 millones, casi dos tercios de su población.

El conflicto de Siria generó el mayor número de refugiados hasta la fecha: 5,5 millones, pero la mayor cantidad de nuevos desplazamientos, 737.400, se registró el pasado año en Sudán del Sur, debido al fracaso de los esfuerzos de paz.

"Sudán del Sur es la crisis de desplazamientos que más rápido crece". A pesar de esta crisis creciente, el llamamiento humanitario para ayudar a los refugiados en la región está solo financiado al 19 por ciento y el dedicado a los desplazados internos al 17 por ciento.

Por otra parte, el informe denuncia que el 84% de los refugiados en el mundo vive en países de medianos y bajos ingresos, y uno de cada tres (4,9 millones) son acogidos en las naciones menos desarrolladas.